La Bogeria del Cine | Especial J.R.R. Tolkien | El Hobbit: La desolación de Smaug - Papel De Tinta Negra

Novedades

25 de junio de 2019

La Bogeria del Cine | Especial J.R.R. Tolkien | El Hobbit: La desolación de Smaug

 Título:  El Hobbit: La desolación de Smaug

Director: Peter Jackson

Año: 2013

País: Nueva Zelanda

Duración: 164 minutos

Presupuesto: 225,000,000 $

Recaudación:
  960,366,855 $

Reparto:Martin Freeman, Ian McKellen, Richard Armitage, Ken Stott, Graham McTavish, Aidan Turner, James Nesbitt, Dean O'Gorman, Peter Hambleton, Stephen Hunter, John Callen, Adam Brown, William Kircher, Jed Brophy, Mark Hadlow, Ian Holm, Sylvester McCoy, Andy Serkis, Hugo Weaving, Cate Blanchett, Christopher Lee, Elijah Wood, Barry Humphries, Manu Bennett, Bret McKenzie, Terry Notary

_SINOPSIS_

Continúa la aventura de Bilbo Bolsón en su viaje con el mago Gandalf y trece enanos liderados por Thorin Escudo de Roble en una búsqueda épica para reclamar el reino enano de Erebor. En su camino toparán con multitud de peligros y harán frente al temible dragón Smaug.

_OPINIÓN PERSONAL_ 

La desolación de Smaug es una película, además de más corta va añadiendo más historias del Universo Tolkien. Abandona más el libro madre, El Hobbit, y se adentra en otros momentos que comparte en esta segunda entrega. Es una cinta más dinámica pues comienza la marcha, como dirían algunos. Empezamos a vivir casi en un circuito de ejercicios que hay que superar e historias por delante que se escapan a aquellos que únicamente han leído El Hobbit para la cinta y se olvidaron de las demás historias.

El propio Peter Jackson confirmó en entrevistas anteriores al estreno de la trilogía que el libro no daría para las tres y aprovecharía los cuentos sueltos para incluirlos en el propio metraje de la cinta y hacerla más enriquecedora. Muchos no lo entendieron y criticaron ferozmente la salida del carril que marcaba la obra original. La desolación de Smaug es la previa de la gran guerra contra el dragón, o al menos eso imaginábamos pero vemos como se van fraguando otras que sucedieron, antes o después, según las historias de Tolkien.

Si bien es cierto que la cinta baja de nivel, a veces de forma abrupta, con respecto a la primera entrega y a las otras tres del universo, no es una mala cinta. Quizás el director nos tenía mal acostumbrados hasta el momento y vemos un bache, de casi tres horas, como la debacle de todo y todos. La ambientación sigue siendo brillante, los efectos especiales del mismo estilo ya que brillan por su ausencia y por su incorporación en ciertos momentos sin llegar a chirriar.

La banda de los trece enanos pierden algo de peso en la recta final pese a ser los causantes de los problemas. Es el problema de meter tantas historias y que vayan casando todas sin que desmerezca cada una de ellas en detrimento de ninguna. A pesar de todo, podemos disfrutar de una buena entrega de cine épico medieval que poder disfrutar pero no quedará para la historia del cine a pesar haber sido parte de una gran trilogía. El ejemplo claro es que no ha llegado a la cifra mágica de los mil millones de dólares.

En definitiva, no llega al nivel de las anteriores y se nos queda algo corta con respecto a los demás. Aun así, no es una mala cinta y podemos disfrutar de una cinta correcta a pesar de que se salga del guión de los más puristas y amantes de la saga. Es un punto de inflexión para la tercera entrega que, a pesar de todo y todos, cumple con creces para cerrar una trilogía para el recuerdo.

_VALORACIÓN_

6,5