La Bogeria del Cine | Dolor y Gloria - Papel De Tinta Negra

Novedades

24 de diciembre de 2019

La Bogeria del Cine | Dolor y Gloria

Título: Dolor y Gloria

Director: Pedro Almodóvar

Año: 2019

País: España

Duración: 134 minutos

Recaudación: 35,687,052 $

Productora: El Deseo

Reparto: Antonio Banderas, Asier Etxeandia, Penélope Cruz, Leonardo Sbaraglia, Julieta Serrano, Nora Navas, Asier Flores, César Vicente, Raúl Arévalo, Neus Alborch, Cecilia Roth, Pedro Casablanc, Susi Sánchez, Eva Martín, Julián López, Rosalía, Francisca Horcajo



_SINOPSIS_

Narra una serie de reencuentros en la vida de Salvador Mallo, un director de cine en su ocaso. Algunos de ellos físicos, y otros recordados, como su infancia en los años 60, cuando emigró con sus padres a Paterna, un pueblo de Valencia, en busca de prosperidad, así como el primer deseo, su primer amor adulto ya en el Madrid de los 80, el dolor de la ruptura de este amor cuando todavía estaba vivo y palpitante, la escritura como única terapia para olvidar lo inolvidable, el temprano descubrimiento del cine, y el vacío, el inconmensurable vacío ante la imposibilidad de seguir rodando.

_OPINIÓN PERSONAL_ 

Dolor y Gloria es la obra perfecta de Almodóvar. La cinta hace un paseo por parte de la historia de nuestro país de la mano de las vivencias del propio director, que se abre para mostrarnos el lado oculto del maestro y las luces. Salvador Mallo es un director que vive sus últimos días envuelto en su propia decadencia. Vive de sus propios recuerdos, que intenta socavar bajo palabras que, como el mismo dice, jamás podrá rodar que es para lo que ha nacido.

El estilo de Almodóvar se refleja en cada suspiro de la cinta. La sucesión de escenas es magistral y el poder de la fotografía aquí es sencillamente brutal. Un guion, tan directo como brillante nos muestra ese lado que no estamos acostumbrados a ver y que nos sirve en bandeja. Las migajas y la decadencia tras los fotos y la fama. Penélope Cruz vuelve a brillar con su director fetiche y nos demuestra por qué nos encanta tanto.

Aunque todos los elogios se los esté llevando Antonio Banderas, merecidísimos todos y cada uno de ellos, a mi me gustaría pararme en Asier Etxeandia. En esta ocasión la brillante actuación del malagueño no podria ser posible. Ese contrapunto que hace que Mallo brille y nos atrape viene por esa barbaridad que hace Sbaraglia cuando aparece en pantalla. La cinta no flaquea en ningún momento, en ningún sentido.

Es el trabajo más completo y por el que puede quedarse, para siempre, en el olimpo de los maestros del cine. Es la película del año para muchos y para un servidor. Dolor y Gloria es, en definitiva, un viaje completo por la vida de alguien que no esperábamos. Llegué tarde a verla, como quien dice, en las últimas semanas en cine y puedo decir que la disfruté más todavía porque parecía que estuviéramos solos, mi pareja, yo y la potencia de una cinta que sobrepasa más allá todas las expectativas posibles. Una obra de arte.

_VALORACIÓN_

9,7