Entrevistas: Gala Romaní "Si no tienes una cuenta en RRSS no estás realmente informado"


Reseña de La Transmigradora


¿Cómo se vive siendo una tuitstar?

No creo que sea una tuitstar, o al menos no me considero como tal. Empecé en las redes como muchos de mis compañeros, con la idea de publicitar mis novelas, colgando una frase profunda y una foto de perfil donde me sujetaba la mejilla con una mano, mientras firmaba una de mis novelas con la otra. Twitter me enseñó, con el tiempo, a ser más natural, algo que agradezco a esta red social.

¿Qué piensas de las redes sociales actualmente?

Creo que si no tienes una cuenta en las redes sociales no estás realmente informado, porque en la televisión o la radio, cualquier noticia te la muestran desde un único punto de vista, pero en las redes puedes leer una noticia y entender el punto de vista de muchas personas, algunas veces, incluso puedes tratar el tema de primera mano con los implicados en el asunto, y así juzgar tú mismo, con más información, cuál es la realidad.

¿Es fácil triunfar en redes?

Yo no sé si se le puede llamar triunfar, sé que hay usuarios que viven de las redes sociales, pero no es mi caso, para mí solo es una buena manera de estar en contacto con el mundo y con mis lectores.

¿Cómo está siendo la vida de tus novelas al ser autopublicadas?

Tranquila, mucho más tranquila que publicando bajo sello editorial. Creo que es la mejor decisión que he podido tomar.

¿Piensas que se parte en desventaja o ventaja?

Para mí, tal y como está el panorama editorial, es una ventaja poder publicar por tu cuenta, puedes saber las cifras de ventas al momento, cosa que publicando bajo sello editorial niegan a los autores, ya que el ministerio solo le envía a tu editor el listado de ventas, y tú debes fiarte de su palabra, lo que no pasa en ningún otro trabajo. Luego está el precio, autopublicarte reduce los costes, no tienes que pagar a un distribuidor, editor, ni un lugar preferente en las librerías. Por contra, la publicidad corre de tu cuenta, en internet tienes la misma visibilidad que si publicas bajo un sello editorial, en las librerías tradicionales evidentemente no, y esa es la única ventaja de publicar con una editorial.

¿De qué título está más orgullosa?

De “La sombra de los lobos”, no sé si porque fue mi primera novela, pero le tengo un cariño muy especial.

He comenzado sin que lo sepas, ahora sí, un repaso por tus novelas. 

¿Qué te ha parecido la reseña de La Transmigradora? 

Me ha encantado, ¡como no! Me ha hecho mucha gracia que te gustase más que La Sombra de los lobos por el hecho de que tiene menos historia de amor. Ahora entiendo por qué te gustan tanto las novelas de cierto escritor del que tú y yo ya hemos hablado en Twiter. Para mí sus novelas estaban faltas de empatía entre los personajes, es como si fuesen de aventuras con un desconocido y no estuviesen interesados en profundizar en su amistad más allá de un interés común en descubrir un misterio, yo eso no lo entiendo, y es uno de mis mayores problemas, cuando dos personajes no funcionan bien juntos, no publico la novela.

¿Esperas que todas sean positivas o esperas algún palillo por parte de un servidor?

Espero palos, claro, pero no pienses que serás más duro conmigo de lo que soy yo, ya sabes que no hay nadie más crítico con sus novelas que el propio escritor.

¿Crees que es buena a veces la exposición en redes o es perjudicial según qué temas trates?

En las redes te encuentras de todo, hay personas de las que aprendes muchísimo, otras que te hacen reír a carcajadas, y también los que confunden mala educación con sinceridad, y tener carácter con insultar. Por ponerte un ejemplo, una vez me hicieron un perfil fake y me amenazaron con quemar mis libros, como yo me suelo tomar las cosas con humor, les dije que sí, que hicieran el favor de comprar muchos para hacer una pira bien grande, porque creo que la mejor forma de zanjar un conflicto en Twitter es no caer en el juego del troll, que solo busca hacer daño. En cuanto a mis lectores, por ahora todas las críticas han sido buenas, y parecen encantados de poder contactar conmigo en las redes y hablar de tú a tú, no he tenido malas experiencias en ese sentido.

Hace poco sacaste nuevo proyecto a la venta… ¿Qué puedes decirnos sobre él?

No es una novela fantástica al uso, es más bien de humor, porque no escribo el género que quiero, mi imaginación va por libre y es la que me susurra historias, yo simplemente me dedico a teclear. Como todas mis protagonistas, la de esta última novela tiene más defectos que virtudes, no es perfecta, ni mucho menos, y resuelve las situaciones... digamos a su manera. Te dejo la sinopsis y juzga tú mismo: 

“Colette trabaja en el departamento de Antigüedades Medievales del Museo Arqueológico Nacional, es seria, responsable y concienzuda, y conocida por su mal genio entre sus compañeros, pero también tiene un lado cómico debido a un problema con su espacio vital, que la obliga a inventar situaciones extrañas para evitar los tumultos. Una noche, mientras camina por unas galerías poco transitadas, se encuentra a un individuo que se agarra a sus pantalones, en el forcejeo, él deja una cadena colgando del bolsillo de sus vaqueros. Colette decide entonces dejarla en objetos perdidos sin saber que es observada, y que será obligada a devolverla por un grupo de vampiros, que aún con sus carencias, son mucho más normales que ella. “

¿Ya tienes en mente una nueva novela?

Ya tengo acabada una novela nueva, y empezadas otras tantas, si te digo la cantidad no me creerías. Supongo que en ese sentido no soy muy ordenada. Normalmente termino dos a la vez y empiezo otras tantas, que luego voy terminando o dejando de lado, mientras se me ocurren nuevas ideas.

No sé qué más puedo preguntarte así que te dejo este espacio libre para que expongas teorías de tu vida diaria para ayuda y mejora de la vida de tus seguidores.

No acostumbro a dar consejos, y mis seguidores saben que tengo fobia a las frases intensas. Si tuviese que recomendar algo a los demás, sería que leyesen de todo. Veo que mucha gente se agarra a un género concreto y desprecia otros. El género fantástico y el romántico están considerados como lecturas ligeras, de menos nivel que las novelas históricas, y creo que es un error. A mí me ha ocurrido muchas veces que pongo grandes expectativas en un libro y me resulta soporífero, sin embargo, otras veces, con libros que nadie conoce, de autores nuevos, encuentras verdaderas joyas de estos géneros que no suelen considerarse serios.
Comparte en G+

Sobre Jesús V.

    Comenta con Blogger
    Comenta con Facebook

0 Plumas:

Publicar un comentario

Utiliza la tinta para marcar este texto...