Madrugadas - Papel De Tinta Negra

Novedades

31 de enero de 2011

Madrugadas

Madrugadas vacías, con sueños rotos tirados en la acera, tu miras al cielo buscando respuestas pero sólo encuentras soledad y un poco más de ron. Quisiera haber sido mejor, me gustaría haber sido alguien de provecho, alguien con quien puedan jugar y mentir deliberadamente.

Hubo un tiempo que tuve ambiciones, quise conseguir la libertad, algo que nos pertenece a todos, pero este mundo es infame y la libertad se toma como delito. Un delito al que todos renunciamos por estar presos dentro de un estado libre, curioso parecido.

Hoy estoy sentado en un banco, mirando como la juventud se autodestruye en cosas que creen importantes, y sinceramente me es indiferente. La sociedad se ha convertido en un cubo de basura al que todos aportamos nuestro granito de arena más veces de las que merecemos. Un trago más de ron calmará mi ansia de libertad, lo lleva haciendo años, desde que descubrí la verdad de esta sociedad hundida.

Esta es una madrugada más, donde sigo tirado en la calle, por casa un banco y por sueño un poco más de ron, lejos quedaron ya aquellos años de revolución y de ideales. Esos se van en cada madrugada al lado de una botella, al lado de la verdadera verdad que vivimos.

Hoy escribo esta carta para el que luche por la libertad no decaiga, para que siga luchando y no se conforme con el consumismo de este país. Lucha por tu libertad, y haz que la sangre derramada por tus antepasados, valga al menos la mitad de mi vida tirada, un tesoro que nadie sabe valorar...